lunes, 29 de octubre de 2007

PIERCING Y MALETÍN

Cuando Don José Manuel Galindo

(cincuentón/ empresario/padre de familia/ querida oficial)

Se miro en el espejo de su portal y sonrió ante los destellos rosas que le ofrecía su pelo

Comprendió que estaba perdido para siempre.

Pues se había enamorado de Jessy

(Peluquera/canija/24 años/piercing en ombligo y lengua/

Como nunca se iba a enamorar de nadie.

3 comentarios:

Cuello de Botella dijo...

esto escribí ayer sobre ti:

Clara Santafé: De Zaragoza. De la misma generación que Ana Muñoz. Sólo me han pasado tres poemas pero merecen la pena. Se come con su potencia a otras que han pasado más material. Habría que pedirle alguno más.

Nos podríamos ver mañana? os quiero presentar al editor del libro.

octavio

Ana Muñoz dijo...

Cuando Ana/rubia/tonta/pocomásqueañadir
se vio en el espejo sus reflejos morenos, lo vio todo mu negro y se dio cuenta de q por mucho q se tiñera el pelo no le iba a llegar a la rusa claroushka ni a la altura del vibrador!!

amos, amos, amos.

SONIA dijo...

Clara, hay poco poetas que cuenten las cosas con la naturalidad que la poesía demanda, tú lo haces.

Un abrazo