lunes, 30 de junio de 2008

Fever

La fiebre es una cosa extraña.
No hablo de esas décimas insoportables, que yo con mi historial de niña anginera relaciono directamente con un incendio en la garganta y dolor puntilloso en todo el cuerpo.
Hablo de unos buenos grados/gramos.
Esos que hacen que sea grato esconderse en ella.
Huir de todo en ella.
Esos que han hecho bailar las palabras de Hemingway en mi cerebro hasta marearme.
Esos que hacen que ahora contemple a Belen Esteban hablando de su velo de novia en la 5.
Esos que hacen que me enternezcan los mamíferos marinos de la 2.
Esos que hacen que imite el acento mexicano de la telenovela de la 1.
Y el colombiano de la telenovela de Localia.
(Tengo fiebre y estoy sola y se me da muy bien imitar acentos; me lo concedo, ¿qué pasa?)
Esos que hacen que canturree una canción de OT de cuyo nombre no quiero acordarme.
(Ésto no debería habermelo concedido)
Esos que hacen que me descojone con los vídeos de Paqui Peña que tienen archivados en la Sexta.
Esos que me devuelven a la 2 por casualidad porque yo lo que quería era comprobar si los piños de Emma García han crecido un poco más esta noche.
Y resulta que en la 2 ya no hay focas y delfines.
Ahora hay caballitos de mar.
Y no puedo parar de llorar.

3 comentarios:

campanilla dijo...

Fiebre de saber,fiebre de sentir,fiebre de vivir, fiebre de largame y olvidarle... eso es la fiebre!

Muchos besicos pa mi pavitonta preferida!
Pdt:Ya sabes q no estás sola... recuérda esa canción de Ismael Serrano!Muacc!

Clara Santafé dijo...

Mira la chiqui, que serraniana está!
Si que me acuerdo de esa canción,si.
Toi un poco mejor, tengo DROGAS nuevas (yuhu)

q pasa, q no aparece tu agapurno? pues no sé...estará...¿follando?
JAJAJAJA. (Penélope forever)

Un besico

Anónimo dijo...

No te empeñes no lo vas a conseguir, no vamos a comprar la pecera con caballitos, pero puedes seguir escribiendo, me gusta encontrar algo nuevo cada día, y a ver si te cunde un poquito más, ¿no será por tiempo verdad?.
La que te sigue queriendo.