viernes, 11 de julio de 2008

La burbuja de neón

Esta noche te he matado varias veces.
Y resucitabas cada vez más pequeño.
Me preguntaba porque renacías,
quien había en aquella burbuja tóxica
en la que flotábamos
que quisiera tu bien.
Y esque
cuando ya estabas muerto,
un soplo anónimo
en el suelo lleno de cenizas de neón
te hacía surgir de nuevo,
cínico,
señalándome,
alumbrándome
con tu piel
un punto en el espacio
en el que se reflejaba mi escote consumido,
las redes de mi pelo.
Eras intermitente
y tu risa un croar grotesco
de sapo hinchado y fluorescente.
Cuando he despertado,
lo he entendido todo y
me he odiado.
Y en un último intento
de recuperar mi dignidad
he pasado la mañana
sorbiendo la vida
que te he concedido esta noche.

5 comentarios:

ana m. dijo...

Ole tu coño serrano.

ana m. dijo...

pero que ole.

Espiral del Gato dijo...

guauuuuuuuuuuuuuu

impresionante, esto es muy bueno

Nerea Ferrez dijo...

los exámenes bien, gracias.
a ver si nos vemos un día de estos todas juntas.
voy a intentar un recital para septiembre u octubre, "poetas rusas y niñas de agua, poesía femenina del siglo XXI" o algo así, a ver si sale y nos vemos todas.
un beso ruso.

y olé.

azzunena dijo...

si se vale copiar, me uno a los "olés" de Ana