sábado, 25 de octubre de 2008

De lo acontecido en Logroño

A Logroño me invitó Nerea Ferrez en representación de la Gota de Leche. La excusa era mi participación en una jam session poética, pero después ví muy claro que el verdadero propósito de la concurrencia era que comiera y bebiera productos de la tierra hasta estomagarme, algo que en principio no consiguieron pero casi.
Llegué a Logroño en un Talgo de ilustración que hacía chacachá-chacachá y se detenía cada dos por tres para sacudirnos un poco a los viajeros. En la estación me esperaba la rusa más pequeña, que es ahora mucho más rusa y menos pequeña que antes.
El recital bien, muy bien, sobre todo si te presentan como la invitada especial y todo el mundo te hace los honores.
Hubo lecturas interesantes.
Diego Marín comenzó el festejo, y acto seguido Nerea me amorró el micrófono después de insinuar elegantemente que "Parque de atracciones" tiene un módico precio.
La Ferrez y yo (jur, jur, ahora conozco el secreto de tu apellido...) sólo echamos mano a los textos de "Parque de atracciones" un par de veces. Lo demás fue todo inédito y distinto. Hay que ver como han cambiado nuestras temáticas desde que salió el Parque al ruedo.
Como Nerea cada vez es menos peque, me gustó mucho que cambiara el registro, y se presentase con textos como el de "De putitas en la calle", que es tierno y cañero a un tiempo.
A Antonio Alfaro le dio por los poemas amorosos. (Porno-amorosos). Antonio Alfaro, méritos aparte, es ese autor simpático a rabiar, que cuando oye recitar un poema, hable de lo que hable, susurra "Olee..." por lo bajini.
Alfaro me dio patente de corso pues, para leer algún texto bastante subido de tono. No, no leí "Consolador" pero si "Naufragio", y es que acabo siempre por leerlo aunque en un principio no lo haya previsto así. Pero no sólo hubo erotismo. También leí cosas mas sobrias, aunque parezca mentira.
Lucas Rodríguez Luis nos incitó a todos los presentes a gritar un desorbitante "QUE OS JODAN" al final de su poema. No pensé que la iniciativa fuera a tener tanto éxito, pero los asistentes echamos el resto y parecimos durante un momento una sesión macarra de superación personal.
Adrián Pérez Castillo, pastor de Haro y autodefinido como "poeta rural", nos dejo a todos con la boca abierta con sus poemas campestres.
Hubo versos de todo tipo, amigos que se acercaron a cotillear, una señora sonrosada y rechoncha que se quedaba dormida a ratos, gente que confesó que era la primera vez que leía algo suyo en público. Gente, gente y gente. Lo cual es cojonudo teniendo en cuenta que estamos hablando de poesía.
También se pasaron Carmen Beltrán, y Odón Serón (con un mini séquito de seguidoras), entre otros.
Después del recital nos fuimos a cenar y conocí a Begoña Abad, que me explicó el recital que se celebrará en Logroño dentro de poco y que cuenta con Carmen Ruíz Fleta y Elvira Lozano como invitadas.
Luego de la cena quisieron hacer de mi una mujer viciosa, pero no me dejé. Estaba un poco pocha y cansadilla, pero aún así aguantamos bastante, la Mayor arriba, la Mayor abajo.
Logroño es coqueto y brillante, y me gustan especialmente sus casas pintadas y sus bocadillos enormes.
Pero...qué frío hace en Logroño, amigos.
Después de varios bares y muy buena compañía gracias a la anfitriona, acabamos la noche en el Galicia, un bar punki con unos baños acogedores y primerizos. (Nota: ésto es un guiño a una que yo me sé).
Y a dormir, presidida por el Monte Cantabria y la plaza de toros argonáutica, despues de una charrada de fin de fiestas.
En fín, que leímos, cantamos, bebimos, comimos y resolvimos un poco el mundo, que era de lo que se trataba.
A Nerea tengo que agradecerle muchas cosas (puedo agradecer y agradezco...)y decirle que me sentí como en casa.
Dentro de ná, más.

10 comentarios:

E.A.V. dijo...

Me alegra que la crónica sea tan placentera, somos grandes anfitrionas y estuvimos más o menos comedidas (hemos tenido noches mejores), pero te aseguro que nos hemos quedado con ganas de más Clara, con menos resaca, menos frío y más alcohol en vena.
Ya sabes donde estamos para lo que tú quieras, encanto, quizá aquí tu también encuentres tu cuervo y no tengas la tentación de caer en la necrofilia.

Nerea Ferrez dijo...

hola mi clara rebonita, hermanica de mis amores. pasaste un día sólo por Logroño y ya has dejado una huella imborrable en los nuevos y un paso más profundo en mí. Gracias por todo. Espero que volvamos muy pronto a vernos, ya se te echa en falta, esta noche nos daremos al alcohol en tu honor, pero ya sabes que no será lo mismo. Nos vemos en Valladolid (que como nos pillemos una de esas que olvidas hasta tu nombre igual acabamos al día siguiente todas con una matriuska tatuada). Un beso de tu hermana pequeña, nerea.

Anónimo dijo...

El alcohol encoje el cerebro.

EL hueso de la cereza dijo...

En logroño hay esparragos muy buenos, buenisismos, y muchas cosas más, tb muy buenas.
Tu eres buena, yo también y el y ella, y aquellos y esos, pero no todos , todos no son buenos...uy!! el colacao como me ha puesto!! sorry
Muaa!!
Isabel

Anónimo dijo...

Diego Marín es muy torpe, no?
no parece precisamente un chaval muy majo

El futuro sin magia dijo...

Gracias por vuestras palabras, chicas, se os quiere mucho.


Anónimo: después de leer la crónica, esa es la única conclusión a la que has llegado?
pues que poco perceptivo/a estás, rediós. Lo del cerebro encogido no será una indirecta a la redacción de mi crónica? Mira que te avío, eh? ;)

La verdad es que tengo que pedir perdón a los riojanos por ir a aguas y coca-colas la mitad de la noche, pero bueno, otro día volveré para una degustación en condiciones.


Isabel: no tuve tiempo de comprobar la tersura y longitud de los esparragos riojanos, ni los de la huerta, ni los de La Mayor, pero me llevé otras cosas.
Un besazo y a ver si nos vemos pronto. (tu si que eres buena).

El futuro sin magia dijo...

Anónimo 2: (que misteriosa está la peña hoy, eh?. Bien, bien, no seré yo quien omita a nadie).
De Diego Marín, no me consta ni su torpeza ni que no sea majo.
Si me dices en que te basas y tal, a lo mejor te podría dar mi opinión o pedir la de algún visitante más resabiado, pero casi mejor dejarlo así, o qué?

De todas formas gracias por la visita.

Anónimo dijo...

Por lo menos clase no te falta. Soy el primer anonimo; no seas tan mal pensada, he puesto lo del alcohol por lo que ponian los dos comentarios anteriores no por lo que habias escrito tu Clara.
Y si, lo digo de verdad, para que lo sepan las personas que beban el alcohol entre otras maldades encoje el cerebro.

entrenomadas dijo...

Debío de ser estupendo.
Y además se ve que has dejado... huella.
Y eso no es fácil, guapa.
Me alegro mucho de verdad, de la buena.


Un kiss,
M

Anónimo dijo...

Lo digo porque lo sé. Si no te constaba ahora lo hace.